domingo , 4 diciembre 2022
Inicio | Noticias | Sansores San Román se suma a punto de acuerdo para que a Aristegui se le dé un espacio en el Canal del Congreso

Sansores San Román se suma a punto de acuerdo para que a Aristegui se le dé un espacio en el Canal del Congreso

CIUDAD DE MEXICO, D.F. 26 de marzo del 2015.- «Carmen Aristegui no debe ser despedida. Quien debe ser despedido es Peña Nieto. ¡Que se vaya!», con esta frase rubricó su discurso la senadora Layda Sansores San Román, en el que aseguró que «el despido de la periodista es el lenguaje del poder autoritario sin límites».

«No ha sido su gobierno capaz de proteger al periodismo, que se ha convertido en una profesión de extremo riesgo, en donde se mezcla la tinta y la sangre. A seis meses de la dolorosa desaparición de los estudiantes de Ayotzinapa, el gobierno no resuelve nada. Solo alcanza a hilvanar mentiras y estupideces», expresó.

«Peña debería pedir disculpas a Carmen Aristegui. Ya quisiera tener una décima parte de la autoridad moral de una mujer que parece que nació a destiempo, porque es incomprendido su trabajo», indicó.

«Debería de pedir perdón por Tlatlaya y por Ayotzinapa. Debería de indemnizar a un pueblo que, en la única forma posible que yo veo, es que renuncie», insistió.

Al participar en la sesión del Senado para apoyar un punto de acuerdo para dar un espacio en el Canal del Congreso a Aristegui, la también candidata de Morena a la gubernatura dijo que «este tema es muy sensible para las mexicanas y los mexicanos; para quienes estamos luchando por abrir espacios democráticos y creo que debió de haberse discutido, no ahora, desde hace días y de una manera muy amplia como parte de una agenda en el Senado».

«Yo considero que el despido de Aristegui es el lenguaje del poder autoritario sin límites. Y no es la primera vez que a Carmen se toma como moneda de cambio de intereses empresariales», aseveró.

«El vocero de Televisa, que luego se sienta aquí en un escaño, dice que la reforma en telecomunicaciones va bien. Sí, claro que va bien, pero para los intereses de quien él representa, para los que son los padrinos, los promotores, los amos, los dueños del señor Peña Nieto, a quien le debe temer esa banda», agregó.

«Carmen es la voz clara, valiente, profesional, que investiga y denuncia la corrupción y la impunidad que reina en las esferas de los intocables. Aristegui se había convertido en el espejo más fiel de Peña y su gobierno, y en lugar de agradecer la nitidez que reflejaba su retrato y hacer un examen profundo de autocrítica, prefirió hacerlo añicos», asentó.

Sansores San Román afirmó que la Casa Blanca desquició al gobierno y sepultó la credibilidad de Peña Nieto.

La mesa directiva del Senado de la República turnó un punto de acuerdo a la Junta de Coordinación Política y otros dos a la Comisión de Radio, Televisión y Cinematografía, de las tres proposiciones que fueron presentadas por distintos senadores para abrir espacios en medios de comunicación públicos a la periodista Carmen Aristegui.
Dichos puntos de acuerdo –propuestos de urgente y obvia resolución, pero que no fueron considerados así por el pleno– coinciden en que el despido de Carmen Aristegui de la empresa MVS constituye en un retroceso para la libertad de expresión, e incluso viola preceptos de la Constitución, como el artículo sexto.

A %d blogueros les gusta esto: